El Número de Identificación Medioambiental NIMA

La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía pone en marcha el NIMA, Número de Identificación Medioambiental.

La Asociación se encargará de realizar los trámites que sean necesarios para la obtención del NIMA a cada uno de sus socios.

El NIMA, que era exigido hasta ahora para traslado de residuos entre diferentes comunidades autónomas o para la gestión de residuos peligrosos, lo será también para el transporte de residuos dentro de la Comunidad andaluza.

¿Qué es concretamente el NIMA?

El NIMA o Número de Identificación Medio Ambiental, es el código que identifica inequívocamente todos y cada uno de los centros registrados como productores y/o gestores de residuos.

Este número es un código estatal que permite el intercambio electrónico de datos entre todos los actores participantes en la gestón de residuos.

 

El NIMA se debe de referenciar, de forma obligatoria, en los documentos de control de residuos peligrosos cada vez que se traslada un residuo desde un centro productor a una instalación de gestión.

 

Este código está formado por diez dígitos, de los cuales los dos primeros corresponden al código INE ( Instituto Nacional de Estadística) de Provincias donde se encuentra ubicado el centro, que para el caso de Sevilla provincia es el 41, seguido de ocho dígitos que corresponden al contador de centros en la provincia y que lo gestiona la Comunidad Autónoma.

 

De la misma manera que un NIF está asociado a una empresa, el NIMA se asocia a un centro, entendiendo como Centro una o varias instalaciones situadas en el mismo emplazamiento, y cuyo titular es el mismo.

 

El NIMA de los transportistas, negociantes y agentes de residuos se asocia a su domicilio social.

 

Existen tres elementos fundamentales para definir el código NIMA: titular (Datos NIF), emplazamiento (UTM) y actividad principal (CNAE).

 

Si la empresa cambia de emplazamiento o de actividad principal, el NIMA cambiará.

 

¿Cuando se asigna el NIMA al centro?

 

La CCAA, asigna el NIMA a un centro en el momento en el que se inicia el primer trámite ambiental, es decir con una inspección, al solicitar la inscripción en el registro de productores…

Listado enero 2015

 

Resumen Nueva Ordenanza Residuos de Sevilla

En cuanto a la primera de las cuestiones, la nueva regulación de la devolución de fianzas depositadas obligatoriamente con la solicitud de licencia de obra para garantizar la correcta gestión de los residuos de construcción y demolición, la nueva normativa contempla un cambio sustancial, ya que cuando entre en vigor, el 27 de octubre de 2014, la devolución se realizará cuando los residuos de construcción y demolición sean transportados a cualquier gestor de residuos debidamente autorizado, y no como hasta ahora, a uno de los centros que el monopolio de Alcorec tenía previstos.
De esta forma, la mencionada fianza, que a partir de la entrada en vigor de la nueva ordenanza se depositará en la Gerencia Municipal de Urbanismo de Sevilla, y no en la sede de la Mancomunidad de los Alcores en Sevilla como hasta ahora, será devuelta cuando se justifique que el residuo ha sido transportado a cualquier planta autorizada, y no sólo a los puntos exclusivos indicados por la Mancomunidad de los Alcores.

Esta normativa es válida tanto para la obra mayor como para la obra menor.

Así la nueva Ordenanza establece textualmente que: Todos los RCD se entregarán en centros de tratamiento debidamente autorizados por la Consejería de Medio Ambiente de acuerdo a lo establecido en el artículo 86.2 del Decreto 73/2012 de Residuos y Suelos Contaminados.

Transportistas Autorizados. Gestores Transportistas.

La Ordenanza establece ahora por primera vez y expresamente que: “Solo se podrán contratar contenedores de obras a gestores y transportistas inscritos para la gestión de estos residuos”.

Por este motivo la nueva Ordenanza insiste en que todos los contenedores estén identificados con el número de gestor bien visible, ya que de lo contrario podrían ser objeto de sanción.

Reirada de Contenedores

Los contenedores deben ser retirados  desde las 18:00 h del viernes hasta las 7:00 h del lunes y durante los días festivos.

Elevación de la cuantía de las sanciones

Respecto de la elevación de las cuantías de las sanciones impuestas por infracciones a los artículos de la ordenanza, la Asociación presentó alegaciones al nuevo texto de la ordenanza, ya que consideremos que es desmesurada.

A pesar de ello, es la única alegación que no se ha estimado, ya que el resto de las que se hicieron (responsabilidad del transportista sólo desde que carga el contenedor, gestor transportista…) se tuvieron en cuenta y se modificó el texto original.

Hay que tener en cuenta resumidamente y a modo de ejemplo, que de 120 €, que viene siendo la cantidad de las sanciones que normalmente impone lipasam por diferentes conceptos, se va a pasar a 700 € de multa por el mismo concepto.

Este es el cuadro de sanciones previstos en la antigua y nueva ordenanza.

Ordenanza de 2003:
· Infracciones leves de 90 € a 300 €
· Infracciones graves de 301 € a 600 €
· Infracciones muy graves de 601 € a 30.000 €

Ordenanza de 2014:
· Infracciones leves de 90 € a 750 €
· Infracciones graves de 750,011 € a 1.500 €
· Infracciones muy graves de 1.500,01 € a 3.000 €.

No hacen falta comentarios.

Descargar texto completo de la Ordenanza

Aceptadas Alegaciones de la Asociación a la Nueva Ordenanza de Sevilla

“Del incumplimiento de estos preceptos serán resposables los promotores y subsidiariamente los constructores y transportistas.”

Las alegaciones de La Asociación esgrimía que los transportistas no guardan relación alguna en la posible responsabilidad que pudiera derivarse del incumplimiento de los preceptos descritos, ni siquiera a título de culpa, ya que el transportista, en estos casos, no tiene la más mínima posibilidad de disposición dentro de la forma de ejecución de la obra en cuestión para poder evitar ensuciamiento alguno.

Dicho de otra forma, el transportista no tiene aunque fuese su voluntad, capacidad de disposición ni de orden en la llevanza de las labores típicas de la obra o de la construcción que competen, como por otro lado es lógico y evidente bien al promotor, bien al constructor.

No teniendo capacidad alguna de decisión, ni de influir en la adecuada (o inadecuada) llevanza de los trabajos propios de cualquier obra, carece de sentido responsabilizar al mismo aunque sea de forma subsidiaria, como es el caso descrito, por lo que procedería su rectificación y anulación de esta referencia al transportista que en absoluto tiene que ver con la responsabilidad en la adecuada ejecución y limpieza de la propia obra, y que depende directamente de las órdenes dadas por el constructor o promotor.

Son buenas noticias para todos los transportists de contenedores de Sevilla.

Recordatorio nuevo Reglamento Residuos

Novedades IMPORTANTES del Nuevo Reglamento de Residuos, para los Transportistas

(La Asociación se hará cargo gratuitamente para sus socios de los trámites de actualizacion necesarios para adecuarse a la nueva normativa)

.

El nuevo Reglamento de Residuos, define la Gestión de residuos como: la recogida, el almacenamiento, el transporte y el tratamiento de los residuos…

Por tanto el transportista es un gestor más dentro de la ordenación de los residuos.

El Reglamento define al Transportista de residuos como: toda persona física o jurídica que recoja o transporte residuos con carácter profesional y los incluye dentro de las Personas, entidades e instalaciones objeto de inscripción registral.

Así establece que los Transportistas serán objeto de inscripción registral en el registro de autorizaciones de actuaciones sometidas a los instrumentos de prevención y control ambiental, de las actividades potencialmente contaminadoras de la atmósfera y de las actividades que usan disolventes orgánicos, las siguientes actividades y las instalaciones ubicadas en Andalucía.

Comunicación previa de otras actividades de gestión de residuos

Como Novedad Importante estavblece que Los Transportistas con carácter profesional que tengan su domicilio o sede social en la Comunidad Autónoma estarán sujetos a comunicación previa al inicio de sus actividades.

Igualmente Los Transportistas comunicarán los cambios que tengan lugar en sus actividades de gestión, en especial cuando se trate de modificaciones en la relación de residuos gestionados o en las operaciones que realicen con residuos.

Sólo podrán realizar la recogida y el transporte de residuos las personas o entidades transportistas registradas que dispongan de un contrato vigente con personas o entidades productoras o gestoras registradas, sin que esto les exima de cumplir con todos los requisitos exigidos por la legislación para la circulación de vehículos y el transporte de mercancías peligrosas, en su caso.

Una persona o entidad transportista podrá prestar sus servicios a varias personas o entidades productoras o gestoras, pero cada transporte sólo podrá ser efectuado bajo la responsabilidad de una única persona o entidad titular de los residuos.

Todo traslado de residuos deberá ir acompañado de un documento de identificación, a los efectos de seguimiento y control, que en el caso de los residuos no peligrosos será la carta de porte u otro documento que acredite el origen y el destino de los residuos.

Las personas o entidades transportistas de residuos deberán:

a) Llevar una copia del contrato suscrito junto con la documentación del vehículo en el momento de realizar el transporte de los residuos, de manera que se pueda identificar en cada momento quien asume la responsabilidad de cada transporte, junto con los correspondientes documentos de identificación del residuo.

b) Disponer de un libro-registro en soporte informático en el que por orden cronológico se indique la cantidad, naturaleza, origen, medio de transporte, y destino de los residuos.

c) Guardar la información registrada durante un periodo mínimo de cinco años y facilitarla al órgano ambiental competente cuando se lo solicite.

d) Acreditar el destino final del transporte cuando lo soliciten las personas o entidades que poseían anteriormente los residuos o la autoridad competente.

e) Realizar el transporte con la mayor celeridad posible, no debiéndose, salvo en casos excepcionales y previamente notificados y justificados a la Dirección General con competencia en residuos y autorizados por ésta, a superar el plazo de veinticuatro horas entre la carga y descarga de los mismos, de conformidad con el artículo 101.4 de la Ley 7/2007, de 9 de julio.

 

 

La Asociación se hará cargo GRATUITAMENTE para sus socios de los trámites necesarios para la Inscripción en el Registro de Autorizaciones de todos aquellos socios que así lo soliciten, trámite necesario para el correcto ejercicio de su propia actividad como profesional transportista.

Igualmente la Asociación facilitará un modelo de «Carta de Porte / Albarán» debidamente actualizado y que cumpla todas las exigencias legales recientemente exigidas.

 Si quieres iniciar cuanto antes los trámites para la legalización como gestor registrado envia un correo a asociacion@asociacionatres.org o llama por teléfono al 954 920 613.